¿Hay diferencias entre un violín barroco y un violín moderno?

Il Codice di violino

A semejanza del códice del hombre de Vitruvio de Leonardo da Vinci existía un códice tradicional muy antiguo para la construcción de instrumentos musicales. Aparece ya en los primeros violines de Andrea Amati. Yo lo he encontrado en una gamba de Joachim Tielke y parcialmente en un diseño de un laúd, explicado por un autor del siglo pasado. Con mucha seguridad y muy completo está presente en violines de Stradivari y Guarneri del Gesú. Me consta porque tengo medidas precisas y diseños de los instrumentos. Como el codex de Leonardo da Vinci, se basa en relaciones entre las distintas medidas. En el caso de los instrumentos la base son los intervalos de la escala Pitagorica: 1/2 – 2/3 – 3/4 – 4/5 – 5/6 – 8/9, etc.

Una dificultad para aplicar este códice en una construcción es que tiene que ser respetado a la décima de milímentro para poder dar resultado y no es nada fácil, ya desde el diseño, hacer coincidir todas las medidas.

Hay otros dos motivos que dificultan definirlo:

  1. Hay ciertas variaciones. Ni medidas ni relaciones son siempre iguales. Pero, como en la naturaleza, hay un concepto que se repite en una multitud de variaciones.
  2. El otro punto que hace difícil identificar el códice como tal es que somos hombres del siglo XX/XXI, acostumbrados a mirar todo por afuera, cuando todas las medidas clave del código son las interiores del instrumento. Solo alguna que otra se “transporta” hacia afuera. No por nada el molde de los instrumentos en italiano se llama “forma” ¡La verdadera forma de un instrumento es la interior!

Lo curioso es que al definir un estándar a los violines en el periodo de la transición, la tradición y el conocimiento de este códice, que ya de por si no era de dominio publico, se perdió por completo. ¡Se nos olvidó! ¡Como la medicina herbolaria al descubrirse los antibióticos!

Como hemos dicho , el canon del códice del violino no era de dominio público y por eso no se encuentra en todos los instrumentos de la época barroca. Calculo que estará presente en un 90% de los violines, en un 30% de las violas da braccio y en ningún cello de los autores importantes. El único cello que sería la excepción es el cello “Stuart” de Omobono y Francesco Stradivari (hasta ahora no tengo ninguna explicación fundamentada para eso, hay varias causas plausibles) . Ademas,  se encuentra en algunas gambas (por ej. de Joachim Tielke) y violas d’amore (por ej. Eberle). 

Como afortunadamente muchos instrumentos posteriores se construyeron en base a modelos barrocos, encontramos en ellos algunas medidas del códice aunque raras veces muy exactas. Por lo menos  lo suficientemente próximas para poder ubicar con exito el puente en una cierta relación con otra medida clave y así obtener una mejora relevante en el sonido: el cambio de sonido aplicando esta técnica de ajuste es de entrada sutil y al mismo momento importante. Comparable con ver un bonito cuadro olvidado en un cuarto obscuro y después desempolvado y colocado en un lugar con luz favorable. De repente cobra vida… un sonido así mejorado de repente (así se expresaron unos músicos) “nos toca el alma”. 

Práctica:

Para hacer esta pruebe de ajuste de puente, te puedes guiar con este primer diseño del códice:

Source link

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies